• Pablo Lucio Paredes

    Pablo Lucio Paredes

  • Mario Ruiz

    Mario Ruiz Jaramillo

  • Pablo Martin Lucio Predes

    Pablo Martín Lucio Paredes

  • Migue Ruiz Granja

    Miguel Ruiz Granja

martes 22 de agosto del 2017

Nosotros presentamos ambos lados … escoge el tuyo!

¿Aprueba usted la relación amorosa entre un chico de 15 y su profesora de 40?

 

Brigitte, la profesora que enamoró a Emmanuel Macron

Su historia de amor se mueve entre lo romántico y la provocación, entre lo poético y lo extraño. Brigitte Trogneux, 64 años. Emmanuel Macron, a finales de año 40. Ella, profesora. Él, su ex alumno y, ahora, candidato favorito a ocupar el Palacio del Elíseo.

Tiempo de Lectura 3 Minutos

Su historia de amor se mueve entre lo romántico y la provocación, entre lo poético y lo extraño. Brigitte Trogneux, 64 años. Emmanuel Macron, a finales de año 40. Ella, profesora. Él, su ex alumno y, ahora, candidato favorito a ocupar el Palacio del Elíseo. El romance daría argumento de sobra para escribir uno de los grandes títulos de la literatura francesa. 

Para relatarla contamos con un testigo excepcional, el consultor político y estratega electoral Luis Costa Bonino, que ha asesorado a Macron durante su campaña. Confiesa que es la primera vez que está vinculado a un proyecto político donde antes de saber los datos relevantes para la campaña y para su estrategia conoce la vida sentimental del candidato. "La historia de amor de Emmanuel y de Brigitte me pareció, desde el día en que la oí, una historia de una novela o el guión de una película francesa. No sé por qué, se me ocurría que eran circunstancias muy literarias, muy francesas. Una historia típica para tener un destino de amor desdichado". 

Las diferencias de edad, la oposición de los padres de Emmanuel, haber tenido que dejar la casa de sus padres durante la adolescencia por ese amor contrariado, su apresurada marcha a París... La crónica es apasionante y está cautivando a la prensa de todo el mundo. El asesor de campaña nunca necesitó preguntar nada. "Supe que Brigitte, cuando Emmanuel tenía 16 años, era su profesora de francés. Tenía 23 años más que él. Estaba casada y con tres hijos. Vivían en Amiens, una ciudad del noreste de Francia, de poco más de cien mil habitantes. La ciudad no es pequeña, pero guarda siempre un pesado espíritu provinciano".

Por encima de cualquier enredo la historia continuó, con compromiso y con amor. ¿Quién puede impedir al gusano de seda que siga hilando? "Brigitte -dice Costa Bonino- es una mujer guapa. No ha tratado nunca de ocultar su edad pero tiene un aspecto y una expresión muy joven y muy cálida. Fue una historia de amor y determinación, que luchó y venció inmensas dificultades y contratiempos".

Hoy el centro de la vida pública de Emmanuel es la política y la Presidencia de Francia, que podría estar en sus manos en menos de dos semanas. Pero nadie ignora que el centro de su vida es Brigitte y su amor por ella. "Curiosamente, el tema central de Marine Le Pen, la adversaria de Emmanuel, es la protección. La protección de Francia, la protección de los franceses. La protección, sin embargo, de Emmanuel Macron y de su camino a la Presidencia se llama Brigitte Trogneux", añade.

El consultor político define a Brigitte como una especie de cálido misterio. "Tiene una presencia discreta. No es autoritaria, pero se ocupa de lo que necesita cada uno, siempre. Empezando por sus hijos, la familia de sus hijos y sus nietos". ¿Cómo sería como primera dama en el Elíseo? "No creo que Brigitte tenga un perfil alto como primera dama. Estará siempre en ese permanente segundo plano donde es referencia, también permanente, de todos. Empezando por el próximo presidente de Francia. Es una persona elegante y parte de su elegancia es su discreción".

Dicen que no busca las cámaras, ni la centralidad, ni el protagonismo. Pero si consideramos la prensa francesa de estas últimas semanas, su presencia en el papel cuché va a ser, a partir de ahora, ineludible. El mundo de la moda intuye que tendrá en ella una estupenda embajadora. Asiste con frecuencia a desfiles de marcas como Louis Vuitton y Dior y viste algunas de sus prendas. Es previsible que los grandes diseñadores se la disputen si finalmente su marido se alza con la victoria. 

El asesor de Macron ha trazado un perfil de Brigitte desde la proximidad que le permite su posición, pero ¿cómo la describe el propio Emmanuel? "Con palabras poderosas: amor, sinceridad, generosidad, dulzura, coraje, compromiso, determinación, paciencia, sensibilidad, solidaridad y voluntad de unir". Como él dice, buenas palabras para el presente de Francia y también buenas palabras para quien será, seguramente en dos semanas, el nuevo presidente de Francia.

 

 

Brigitte Trogneux, la mujer de Emmanuel Macron y la futura "Michelle Obama" de Francia

Nacida en 1953 en Amiens, conoció a Emmanuel Macron en 1993, cuando el lídel del movimiento En Marcha tenía 15 años y era su alumno en el liceo. Según él mismo, fue ella quien le inculcó el amor por la literatura y las artes. La relación entre el alumno y la profesora preocupó tanto a los padres del joven que decidieron sacarlo del liceo y hacer que terminara el secundario en París

Tiempo de Lectura 2 Minutos

Tiene 64 años, 3 hijos y siete nietos. Pertenece a una familia que hace cinco generaciones se dedica a la fabricación de chocolate en la región de Amiens. Fue profesora de francés y teatro hasta 2015, cuando renunció para dedicarse de lleno a la campaña de su marido, Emmanuel Macron, la joven promesa de la política francesa y favorito para convertirse en el próximo presidente. Estamos hablando de Brigitte Trogneux, la mujer enigma detrás del candidato sorpresa, y según los allegados a la pareja, la máxima responsable de la vertiginosa carrera política de Macron.

Nacida en 1953 en Amiens, conoció a Emmanuel Macron en 1993, cuando el líder del movimiento En Marcha tenía 15 años y era su alumno en el liceo La Providence de Amiens. Fue su profesora de teatro, y quien lo hizo debutar en las tablas. Además de las horas dedicadas al estudio, se pasaron muchas más debatiendo y discutiendo sobre infinidad de cuestiones. Según el mismo Macron, fue ella quien le inculcó el amor por la literatura y las artes.

La relación entre el alumno y la profesora preocupó tanto a los padres del joven que decidieron sacarlo del liceo y hacer que terminara el secundario en París, donde luego estudió Ciencias Políticas e ingresó al ENA (Escuela Nacional de Administración), donde se forman las élites del país. Sin embargo, antes de abandonar Amiens, con tan solo 17 años le hizo una promesa a su profesora: no importara cuanto tiempo llevara, él se casaría con ella

Tuvieron que pasar casi 20 años, pero finalmente en 2007 el hombre logró su cometido y se casó con Trogneux, quien se separó de su marido de casi 30 años para unirse a Macron. En un país como Francia, más acostumbrado a ver a la Primera Dama como una figura secundaria, casi fantasmal perdida detrás del brillo del presidente, Trogneux representa un cambio de paradigma, y desde que comenzó la campaña se la vio como una compañera en pie de igualdad con su marido, dirigiendo la batuta de una emprendimiento decididamente familiar, ya que los tres hijos de la mujer trabajan para que Macron y Trogneux sean los próximos ocupantes del Palacio del Eliseo.